Hola Carapanes, Soy Abel García Arcas…

¡Hola¡ Soy Abel García Arcas y si os tengo que contar sobre mí seguro que pensáis que exagero. El caso es que por momentos a mí también me lo parece pues si alguien me llega a decir hace 20 años que yo iba a haber hecho todas las cosas que he hecho hasta el momento… ¡tampoco yo lo creería!

Pero… ¿cómo se prepara uno para aquellas cosas que no esperaba? ¿Cómo estar listo para las nuevas aventuras de la vida? ¿Cómo descubrir qué somos, qué podemos llegar a ser o para qué estamos aquí?

De momento yo tampoco tengo esas respuestas. Pero algo que sí me ha venido muy bien es ser curioso e inconformista y tener muchas ganas de aprender y hacer, sobre todo si los nuevos retos me aportaban un mayor conocimiento sobre mí mismo o mis semejantes, sobre la vida o, lo que es más importante para mí, una mayor libertad.

¿Cómo estar listo para
las nuevas aventuras
de la vida?

Pero en una época en el que el beneficio y la rentabilidad económica lo empañan todo pareciera que los individuos y sus voluntades quedan relegados a un segundo plano. Tomar decisiones por un@ mism@, ponernos a prueba y explorarnos en busca de nuestros defectos y virtudes es la única forma de ganar verdadero protagonismo en nuestras vidas. Sin olvidar, al tiempo, que más importante que el QUÉ hacemos es CÓMO lo hacemos, y es aquí donde la voluntad, las buenas formas, el compromiso, el cariño, la responsabilidad y la alegría no pueden faltar.

Alegría porque estamos vivos y tenemos la gran oportunidad de recibir y aportar grandes cosas y porque, si nos atrevemos, merecemos todas las cosas buenas que seamos capaces de imaginar y construir. Pongamos cerebro, corazón y manos a la obra.

«Ser curiosos hace que nos sintamos bien y sentirnos bien nos empuja a ser más curiosos

¡Ah! Por si te lo preguntabas, entre otras cosas soy, he sido y hecho de…

Operario de producción, diseñador gráfico, camarero en un restaruante chino, aprendiz en un taller de restauración de antigüedades, dj, barman, socorrista, go-go, animador, zancudo, fauno escupefuegos, león chino, modelo, maestro de capoeira, actor, portero de discoteca, acróbata, percusionista, monitor de actividades dirigidas en centros deportivos, cuidador de personas mayores, entrenador personal, profesor de habilidades sociales, articulista, conferenciante, autor de un libro… ¡y lo que nos queda!

Si algo me gusta es ser libre y aprender; desde pequeño fui entrenado por mis sabios padres, Ginés y Elia, para ello. Hoy en día practico esa libertad a través del deporte, la lectura, la reflexión, la escritura y la observación de mi entorno. Creo que aún estoy en aquella fase de ¿por qué…?

«Somos Emociones con Patas que
buscan dar respuesta a sus
necesidades.»

Soy Técnico Superior en Animación y Actividades Físico Deportivas, contramestre de capoeira, profesor de acrobacias y “profe” de Habilidades Sociales. De mi labor docente en gimnasios y centros educativos surgió la necesidad de profundizar más en el proceso de aprendizaje a fin de resultar más eficaz en mi cometido como profesor, llegando a la conclusión que las personas desean aprender esta o aquella actividad porque responder a esa inquietud les hace sentir bien. Ser curiosos hace que nos sintamos bien y sentirnos bien nos empuja a ser más curiosos.

Entendido esto, mi labor pasó a ser estudiar qué cosas favorecían el bienestar individual y las relaciones sociales. Realmente somos Emociones con Patas que deben dar respuesta a sus necesidades e inquietudes dentro de un entorno concreto que no siempre favorece estos objetivos. Y apliqué este enfoque tan humanista a cada aspecto de mi propia vida y a todas mis clases.

«Rompiendo las Reglas
es un libro destinado al público adolescente.»

Ahora dicen también que soy escritor e investigador de la Comunicación Emocional. Pero lo que sí me siento, además de un gran carapán, es un eterno aprendiz de ser humano. Mi deseo es conocerme y comprenderme mejor y para ello la vida… es la mejor escuela. ¡Ah! Y abrazos… también dicen que doy muy buenos abrazos.

Como fruto de todo mi bagaje vivencial y docente he escrito “Ética para un Carapán: Rompiendo las Reglas”, un libro destinado, sobre todo, al público adolescente, con el cual mantengo estrecho contacto y gran sintonía. En él hago una revisión sobre el proceso de adaptación social que todos tuvimos que sufrir para formar parte de la colectividad. Una lectura amena y de agradables formas que invita al acercamiento y a la reflexión, tanto individual como social, desde el positivismo, la responsabilidad, la empatía, la conciencia y el compromiso.

Deja un comentario